La Rioja

img
Categoría: Análisis
El adiós a algo más que una segunda plaza

No sé si habrá un antes y un después del empate conseguido por el Naturhouse en Benidorm. Quizá estemos ante el final de un hermoso ciclo que duró cuatro años. Porque definitivamente esta noche el CB Ciudad de Logroño se despidió de la lucha por la segunda plaza liguera. Pero, en mi foro interno, creo que el adiós es más profundo todavía. Del 27-27 contra el Benidorm existe poco análisis en lo táctico. El equipo no supo matar un encuentro que parecía controlado, falló mucho delante del portero rival y se lió en la segunda parte, permitiendo que el ‘efecto Zupo’ cayera como una losa sobre el conjunto riojano.

Langaro busca apoyo en su compañero Imanol Gaerciandia. Foto: Martín Schmitt

El empate ante el Benidorm, un equipo en zona de descenso, evidenció algo mucho más profundo, de mucha más trascendencia. Los alicantinos, con menos juego, mostraron más raza. Algo que no es nuevo. En Cuenca, sin ir más lejos, ocurrió más de lo mismo. Considero que no es el momento de señalar a nadie porque por delante quedan ocho encuentros, además de la Copa del Rey, y de momento no se puede tirar la toalla. Son tiempos por los que nunca ha pasado este club, cuyo futuro está todavía pendiente de patrocinio. Nunca en todos sus años de existencia, los vientos le han soplado tan en contra como ahora. Es época de incertidumbre y ésta no es buena compañera.

Un alicaído Jota González se dirige al banquillo tras el empate. Foto: M. Schmitt

Pese a que el objetivo en Champions se logró, el tercer puesto parecen una migaja para muchos. Hay que esperar al final de la temporada para hacer un balance pero hasta entonces todo parece indicar que será un camino lleno de piedras. Jota González, al acabar el partido, dijo saber lo que ocurría pero que prefería guardárselo. Una entrevista que vale la pena leer mañana en Diario LA RIOJA.

Ver Post >
El Naturhouse se despide de la Champions

El CB Ciudad de Logroño se despidió esta noche de la Champions League. No sabemos hasta cuándo, pero el futuro incierto presagia que por lo menos por un tiempo. El equipo riojano cayó esta noche con justicia ante un HBC Nantes que está en otro nivel, no solo en lo deportivo. El espectáculo que se montó esta noche en el Trocadiere de Nantes fue espectacular, en justa medida con la calidad de una plantilla que está para grandes cosas. Poco pudo hacer el bloque riojano para evitar el 37-31 final, que permite al conjunto galo acceder a los octavos de final de la mejor competición de clubes del mundo.

Delacroix lanza a portería durante el partido de esta noche. Foto: M. S.

Nada pudo hacer el Naturhouse salvo levantarse ante cada contraataque que acababa en gol del Nantes y seguir dando la cara, como ha hecho en toda esta Liga. Como anécdota, y para mostrar el poderío de un conjunto como el de Nantes, el Paris Saint Germain cayó ante los de Thierry Anti por la misma diferencia de goles que el Naturhouse esta noche. Pero no es excusa. Los franceses fueron y son tremendamente superiores a los franjivino.

Víctor Vigo se abraza a David Balaguer al acabar el encuentro. Foto: M. S.

Un equipo, el Naturhouse, que estuvo arropado por más de medio centenar de aficionados que, pese a saber que la eliminatoria estaba muy difícil, se metieron entre pecho y espalda 1.500 kilómetros (ida y vuelta) para vivir una jornada muy especial. Porque los hinchas, comandados por la peña Orgullo Franjivino, se lo pasaron en grande. Se divirtieron, se lo hicieron pasar bien al público local, participó de la fiesta y minimizó la derrota de los suyos. Una pasada. Porque al acabar el encuentro, permanecieron en el pabellón hasta que los jugadores salieron hacia el bus.

Los jugadores del Naturhouse agradecen el apoyo del público. Foto: M. S.

La afición riojana, en perfecta comunión con la local. Foto: M. Schmitt

En fin, que espero que esto no sea un adiós sino un hasta luego. No sé si el club haya jugado esta noche su último encuentro en Champions. Para algunos jugadores como Rubén Garabaya, que no ha podido participar por estar indispuesto, o Albert Rocas, muy acertado con cinco goles, pudo ser quizá su adiós después de una dilatada carrera en esta competición.

Ver Post >
Triunfo cómodo del Naturhouse

El Naturhouse continúa al acecho del Ademar, que esta noche ganó 28-26 al Anaitasuna. Cumplió con los pronósticos y venció, después de una gran segunda parte, a un Fertiberia que llegó con pocas rotaciones (no comparecieron por motivos laborales Alfredo Sorrentino, Javier Tarrasó y Toni Alegre), gracias a una defensa muy seria, a una portería acertada (muy bien Gurutz) y a unas contras letales. En este sentido, Ángel Fernández fue el alumno más aventajado, al marcar el cántabro nueve chicharros.

Ángel Fernández marca uno de los goles a Bruixola. Foto: Juan Marín

El Naturhouse no jugó una primera parte brillante, pero pudo marcharse al descanso con un 13-10 que le daba cierta tranquilidad. Tras el paso por los vestuarios, llegó el vendaval franjivino. Un concierto defensivo (muy bien Molina, Peciña y Ángel Fernández) que acabó en innumerables réplicas de los jugadores menos habituales como Sanad y Javi Muñoz, además de Ángel Fernández. Sanad y Muñoz marcaron algunos tantos preciosos, por cierto.

Iñaki Peciña busca un hueco desde los seis metros. Foto: Juan Marín

Pues nada, que este es el camino a seguir. Ahora toca cambiar el chip y centrarse en el Nantes. Esto es deporte y cualquier cosa puede pasar. El FC Barcelona de fútbol así lo demostró esta noche. A quienes se desplacen a Francia, nos vemos allí.

Ver Post >
Uno contra uno: Peciña contra Javi Muñoz

Seguimos con la serie de uno contra uno, que parece que gusta mucho dentro de la afición del Naturhouse. Es una forma divertida de conocer un poco más a los jugadores del Naturhouse, que esta noche juegan un partido decisivo ante el Ciudad Encantada de Cuenca. Esta vez, los elegidos son Iñaki Peciña y Javi Muñoz, que creía que se habían conocido en Villa de Aranda antes de fichar por el Naturhouse. Pero no, la relación viene de antes, mucho antes, cuando el extremo derecho franjivino era un pedigüeño de nivel. Por cierto, los gustos musicales de Peciña son otra de las cosas que me han dejado boquiabierto. Un rato de risas que vale la pena ver.


en
Videos

Lo dicho, esta noche el CB Ciudad de Logroño se juega gran parte de su lucha por la segunda plaza de la Liga. De ocho partidos jugados en El Sargal, el Ciudad Encantada ha ganado cuatro, se ha empatado dos veces y el Naturhouse ha ganado en otras dos. Así que hay que ir a por todas. Os espero en el Scribble Live a las 20.30 horas.

Ver Post >
¡Gurutz, selección!

“Gurutz, selección, Gurutz, selección”, cantó la afición franjivina esta noche delante del entrenador de los Hispanos, Jordi Ribera, después de presenciar una gigantesca actuación del portero irundarra. Porque el capitán franjivino acabó con un 52 por ciento de efectividad. ¡Bestial! Gurutz fue el pilar de un equipo que brilló en defensa. O al revés, la defensa ayudó a que Gurutz se marchase del Palacio con 23 paradas. Qué más da, es un equipo que ganó al Bidasoa de forma clara 30-22.

Gurutz Aginagalde se planta delante de Basaric para pararle el lanzamiento. Foto: Juan Marín

En las labores defensivas brillaron Iñaki Peciña, Carlos Molina y Miguel Sánchez-Migallón, un currela de pies a cabeza que llegó tocado al encuentro y se volvió a dejar la vida, además de lucirse desde el extremo con seis goles. En ataque, el equipo no lució como en otros encuentros, tuvo momentos de muy buen juego combinado y con continuidad.

Un triunfo importante después de sendas derrotas consecutivas ante el Ademar, que hoy volvió a ganar y se mantiene tres puntos por encima, y del Barça. Queda por delante mucho trabajo, pero el de esta noche es el camino. Vienen curvas ahora con la visita que el Naturhouse debe hacer a una pista que se le da muy mal como la de Cuenca. Pero eso será el miércoles. Hay que celebrar esta victoria y el elixir que usa Gurutz para mantenerse en ese estado de forma a sus 39 años. Larga vida al capitán.

Ver Post >
Jota sigue al frente del barco franjivino

Nadie es imprescindible en esta vida. Sin embargo, no me imagino un Naturhouse sin Jota González. Es su esencia, su alma. Es el padre de la criatura, amén de los directivos que creyeron en él en su día. Jota González es el máximo responsable de llevar al CB Ciudad de Logroño al lugar que ocupa hoy, a ser el mejor equipo de balonmano terrenal en España -El Barça es de otra galaxia- de los últimos tres años. Ha sido él, en su función de entrenador, psicólogo, director deportivo, y hasta mopa (es que lo ha hecho todo en Logroño) el que ha ejecutado un proyecto (ideado junto a la directiva) con absoluta maestría. Por eso, su renovación (al menos un año más) es un balón de oxígeno para un club, un equipo y una afición, en un momento en el que, según palabras del presidente Ángel Rituerto, todavía no hay patrocinador para la temporada que viene.

A nadie escapa que Jota González sea pretendido por una docena de equipos europeos. Pero el club siempre ha conocido de primera mano las propuestas que ha tenido el vallisoletano. Este año se lo estaba pensando más de la cuenta. Pero recordó que cuando comenzó como entrenador el club apostó por él. Sobre todo hace diez años, cuando el equipo peleaba por otras cotas. Y ahora, que el club no tiene su futuro claro, ha decidido dar un paso hacia adelante y no abandonar el barco al acercarse la tempestad. Loable por su parte, teniendo en cuenta las numerosas (y suculentas) ofertas que le han puesto sobre la mesa. “Cuando un presidente pone tanta insistencia en que te quedes y lo considera fundamental, hay que ser agradecido en esta vida y acordarse de mi primer año, cuando la directiva me apoyó durante un año cuando no era bien recibido”, apuntó esta mañana. “La parte emocional también es importante. Ahora no me preocupa si vamos a tener un gran proyecto para la siguiente temporada, eso está en el aire, pero es el momento en que hay que dar un paso hacia adelante, y yo el primero, para ayudar al club e intentar hacer las cosas lo mejor posible”, añadió.

Jota González y Ángel Rituerto, durante la ruenda de prensa. Foto: M. S.

Y ha sido un acuerdo entre dos amigos. Como lo ha sido todos estos años. Porque de momento, no hay nada firmado. Solo una cuestión de palabra. “No hemos hablado ni de cantidades ni de tiempo ni de nada. Esto ha sido hace cuatro días”, afirmó Rituerto, quien reiteró que no hay patrocinador de momento. Sí reconoció contactos con diferentes empresas, entre ellas el Consejo Regulador, pero a día de hoy no existe nada. También afirmó que en el momento en que los responsables de la firma Naturhouse le anunciaron que no continuarán, le prometieron que “no nos dejarían tirados”, aunque no se habló nada más.

Así las cosas, Jota González se quedará al mando un año más, la undécima temporada en Logroño. Toda una vida. Prácticamente la que tiene el CB Ciudad de Logroño.

 

Ver Post >