La Rioja

img
Un nuevo recorrido por las barras logroñesas
img
La Rioja | 31-03-2017 | 12:10

31 años de El soldado de Tudelilla

Ayer se cumplieron 31 años de los primeros pasos que dio Manolo García en su cuartel particular, creado por sus suegros, Tomás y Jacinta, que llegaron desde la calle Laurel obligados por el derribo de la casa. Manolo mantiene las ensaladas de tomate que han dado fama al establecimiento. Para el chiquiteo sirve el vino de Luis Medrano, de El Villar (0,70 € ).

El Soldado de Tudelilla
San Agustín, 33 (Logroño)

Se inaugura La Ruta
Tras una renovación de ambiente, Helena coge las riendas de este veterano establecimiento (data de 1915) que ha sido La Riojana, Roma, Siete Valles, Asia, Jayoma, Kabat, La Taberna de Emilio, Casa Cristo y Lucky 13. Sirve vino de Señorío de las Viñas de Laserna (0,80 € ) y orejas, entre otras especialidades.

Bar La Ruta
Cristo, 20 (Logroño)

 

 

Tortillas variadas en el Glam

De la experta mano de Fuertes Ortiz como promotor en el sector funciona esta elegante instalación, con terrazas abierta y cerrada, y que abre temprano para dar desayunos. Llena su amplio mostrador de bocadillos con desbordante y variado contenido. El vino es Solar de Ramírez (0,80 €) y preparan tortillas para llevar.

Cafetería Glam
Piqueras, 19 (Logroño)
Marisco en el A tu gusto
Procedentes del popular Bar Bilbao de la calle Mayor se instalaron en este espacioso establecimiento de San Juan (en 1974 era el Derby) con amplia oferta de tapas, raciones de bonito con tomate, patatas aliñadas, embuchados, morros, morunos y variedad de marisco. Para el chiquiteo tiene el Chulato (1 €).

A tu gusto
San Juan, 21 (Logroño)

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Sobre el autor La Rioja
Nadie pisa las calles de Logroño como Eduardo Gómez. Por su rincón pasa la vida diaria de los bares y restaurantes de la ciudad, con la mirada de un personaje único.