La Rioja

img
Categoría: Sin categoría
La última esperanza

 

Bueno, pues está visto que ha de ser así:  todos los días profundizamos en nuestra amargura social con un nuevo caso de corrupción político-institucional-empresarial-financiera. Porque ya lo saben: no es que ahora haya más corruptos que antes, sino que la corrupción se ve más.

Se ve más y, también, la intolerancia de los ciudadanos es mayor. ¿Quién no conoce al prototipo de hombre, albañil primero y próspero constructor después, que cambió la furgoneta por un coche de alta gama, se mudó del piso de barrio a un chalé y pasó de veranear en el pueblo a hacerlo en las playas de la Costa de Sol?

Al albur del boom inmobiliario, con sus comisiones del 3% que blindaban las adjudicaciones de obras y servicios públicos, se construyeron los fraudes gigantescos y vergonzosos que entonces sospechábamos y hoy confirmamos con los guardias civiles entrando en los despachos oficiales, sacando cajas de documentos y deteniendo a alcaldes, concejales y empresarios.

No somos el país desarrollado más corrupto del mundo, pero sí nos encontramos entre los más transigentes. Por eso, esperamos en la Justicia en demanda de escarmiento y de ejemplaridad. Y apelamos a ella para que llegue a todos los rincones de la España autonómica, levante las alfombras y abra las ventanas.

Porque vemos en los jueces nuestra última esperanza como sociedad para resarcirnos de la frustración y del descreimiento a los que nos ha arrastrado un sistema fallido. No ha sido gratis: siete larguísimos años de crisis, la falta de trabajo, las dificultades o la desesperación ante un inexistente futuro para nuestros hijos han actuado como lentes de aumento para vigilar y no sólo mirar la realidad.

 

Nota: Imagen de archivo de Francisco Granados (a la izquierda de Alfredo Pérez Rubalcaba), en el 2008, durante la inauguración de la prisión de Estremera cuando era consejero de Presidencia, Justicia e Interior de la Comunidad de Madrid. Es la prisión donde ahora está ingresado por la Operación Púnica.

 

Ver Post >
Adiós Titín

 

Sus manos son grandiosas. Física y metafísicamente hablando. Manos como troncos de roble que terminan en falanges que recuerdan a las ramas robustas deformadas por las agresiones de brutales tardes de tormenta.

Ásperas, rudas, descarnadas tras los partidos. Pero al mismo tiempo delicadas y suaves, propicias para dar y recibir caricias, mimos y consuelo. Unas manos bipolares: las graves, luchadoras y recias pertenecen a Titín; las dulces, a Augusto.

El pelotari riojano olgó profesionalmente el pasado día 5 las cintas protectoras que tantas veces se ha enfundado para delirio de los frontones. Esos acolchados que aliviaron miles de impactos de pelota, las caídas en el suelo y los topetazos en la pared. Manos que hicieron vibrar a sus seguidores, que los levantaron de sus asientos. Manos que hicieron romper en aplausos a los aficionados. Que provocaron gritos de júbilo y ovaciones en las gradas.

A partir de ahora, el pelotari descansará. Titín ya no volará en las canchas, ni se lanzará en plancha para conseguir el juego que parece imposible. Es el turno de Augusto, que tendrá que acostumbrarse a vivir como una leyenda. «Tan joven y tan viejo like a rolling stone», le dedicaría como soneto Joaquín Sabina.

Pero esa es una suerte que, intuyo, este hombre sabrá aprovechar, exprimir y no desperdiciar: ni se le subió la fama en su época de profesional, ni temo que claudique a los halagos en esta segunda etapa de su vida. Además de sencillez, sus gestos le revelan como un hombre al que el corazón no le podría caber aun poniendo juntas y abiertas sus dos palmas colosales.
A mí no me gusta la pelota. Pero sí los tíos enormes y agradecidos que merecen todos los reconocimientos. Incluido este suelto tan humilde como sincero.

 

 

Imagen de Juan Marín tomada el día 6, en la redacción de Diario LA RIOJA, apenas 24 horas de la despedida de Titín de los frontones. En el sentido de las agujas del reloj: Maite Mayayo, Isabel Martínez, Elena Beisti, María  José González, Titín, María José Zapata y Andrea Ceniceros.

 

Ver Post >
Ronda Sur

 

El Ministerio de Fomento  ha contratado la redacción de los proyectos de construcción de la futura ronda sur de Logroño. Ahora, las empresas adjudicatarias tienen dos años por delante para planificar la actuación. Estudios, informes y análisis que terminarán en un documento que será elevado a Fomento. Y el Ministerio, una vez tenga el macroplan en sus manos, activará otra nueva convocatoria pública para adjudicar las obras al mejor postor (el que más ajuste el presupuesto). Entonces sí, mis nietos verán comenzar los trabajos de construcción de una obra sobre la que tanto escribió su abuela.

Ciertamente, las grandes obras de infraestucturas viarias requieren dilatados plazos desde la preparación y proyección hasta su desarrollo material, efectivo y real. El problema de la liberación de la autopista en el entorno de Logroño es el tiempo que esta actuación ha venido perdiendo por la falta de impulso (ora económico, otrora político).

La hemeroteca es una descarada chivata que sitúa la realidad en su justo término. Y a ella recurro. Y, ¿qué compruebo?: que en el 2005, los partidos políticos regionales se unieron y acordaron por unanimidad la conversión de la autopista en nueva circunvalación.

Sólo partiendo desde el 2005 han pasado nueve años. Nueve. Un periodo lo suficientemente amplio como para que a España le diese tiempo a estar en la champion de la economía mudial, caer al abismo de la crisis y retomar el camino de la recuperación. Vale. Pues en ese mismo horizonte, la ronda sur capitalina sigue siendo una actuación a la búsqueda de planos que especifiquen los detalles, los materiales, los elementos estructurales… Así estamos.

 

Nota: La foto, de la que es autor Justo Rodríguez, corresponde a un pleno extraordinario sobre la liberación de la AP-68 celebrado por el Ayuntamiento de Logroño en enero del 2011.

 

 

Ver Post >
Un cura de pueblo

 

Sé que nado contracorriente. Pero lo quiero decir. Me gusta Francisco. Me gusta, porque me gustan los curas de pueblo. Y yo veo al Papa, como un sacerdote que cuida entregadamente de sus feligreses sólo que, en su caso, la parroquia que guía desde hace poco más de una semana es el mundo entero.

Por una vez, Argentina no nos ha expropiado. Por una vez, el país «más europeo» de Hispanoamérica –como allí les gusta definirse para desmarcarse del resto del cono sur–, nos regala la figura de un hombre de Dios que ha generado una expectación especial en el pueblo de Dios.

Si Juan Pablo II fue el Papa de los jóvenes y el Papa misionero que liberó al sumo pontífice de los muros del Vaticano; si Benedicto XVI fue el Papa intelectual que enriqueció la doctrina de la Iglesia, hoy existe la íntima convicción entre los creyentes de que Francisco será el Papa que actualizará la institución. El que, conservando los principios que rigen la Iglesia, será capaz de orientar la transición pendiente al siglo XXI.

No espero de Francisco una revolución de fondo, pero sí de forma. Dirá lo mismo que han dicho sus predecesores desde los tiempos de Pedro, pero con un lenguaje fácil y sencillo. Su pontificado se puede anticipar provechoso en la consolidación de la Fe porque lo ejercerá de una forma estrechamente cercana con los fieles, sabedor de que son el pilar de sujeción de la Iglesia. El verdadero cemento armado que sostiene a la organización bimilenaria. Y, pese a quienes cuestionan su fortaleza física, o ponen un acento suspicaz sobre su edad, le presiento sobrado de brío para marcar el rumbo, dirigirlo y liderarlo.

Estas son las esperanzas que deposito como católica en el nuevo Papa. El siervo de Dios menos endiosado de los que ha conocido mi generación.

Ver Post >
Con ocho basta

 

A 8.444 electores socialistas de Ponferrada, ocho bandoleros les han robado sus votos, apropiándose de las actas de concejal conseguidas en las últimas elecciones municipales al amparo de las siglas del PSOE. Es el segundo asalto que cometen los mismos malhechores en menos de 48 horas: el viernes, con menos sentido de la oportunidad que los animales de carga, desalojaron al PP de la Alcaldía leonesa apoyándose en un condenado por acoso sexual. Qué indecencia, qué ignominia, para un partido que hace de la mujer una de sus causas principales.

Entre el domingo y el lunes tuve la oportunidad de conversar con varios militantes del PSOE. Quise conocer cuáles eran sus posiciones, y el diagnóstico fue unánime: el partido se ha vuelto loco, cada uno hace lo que le viene en gana y, en lugar de explotar el maná Bárcenas para precipitar la caída de Rajoy, parecen empeñados en consumar un suicidio colectivo. El PSOE es el propio enemigo del PSOE.

Comparto con ellos esas reflexiones y, además, añado que el partido necesita una regeneración. Pero, claro. Para refundar un colectivo, lo mismo me da una formación política que un club de fútbol o que una asociación de aficionados a la petanca, se necesita un liderazgo fuerte, respetado y ordenado. Y Rubalcaba, con todo lo que supone dentro del PSOE apellidarse Rubalcaba, no lo ha podido ejercer. De eso se han encargado, sembrando el campo de minas, gentes de peso como Navarro, Chacón, Gómez o Griñán, que van dándose el relevo para moler al secretario general.

Lo calamitoso es que el penúltimo acto de desagravio llegue de ocho concejales de Ponferrada, el flanco más modesto de la política, sobre todo, para el que lo ha sido todo en política y debe decidir si quiere seguir siéndolo.

Ver Post >
La pervivencia de la especie

 

El ministro de Interior ha tirado en los últimos días de argumentos racionales para justificar su oposición al matrimonio entre personas del mismo sexo: este tipo de unión no garantiza la pervivencia de la especie humana. Buscando otros atajos conceptuales para sortear premisas confesionales también podía haber echado mano de uno de los principios básicos de la física: los polos iguales se repelen, los polos diferentes se atraen. No cayó en la cuenta. O, quizás sí, pero decidió reservar este axioma para cuando a lo largo de los próximos días tenga que excursionar por los medios de comunicación para defender su postura.

Porque, efectivamente, el lobby gay está despedazando a Jorge Fernández Díaz: reaccionario, excluyente, extremista católico, retrógrado y, por supuesto, el apelativo que no puede faltar cuando en España se quiere insultar con fundamento: facha.

No seré yo quien dispare con pólvora del rey para alentar irresponsablemente una pirotecnia dialéctica mortificante que se irá consumiendo por sí sola.

Para lo que quiero aprovechar este precioso espacio es para reivindicar acciones decididas que contribuyan a garantizar la pervivencia de la población española. En la medida en la que las mujeres sigamos sufriendo el estigma de que somos un ‘problema’ laboral porque nos embarazamos, parimos, damos el pecho y tenemos una cuota de responsabilidad mayor que los hombres en el cuidado de los hijos, la decisión de traer españoles al mundo seguirá amenazada. Por razones más económicas que de otra índole (los niños de hoy son los contribuyentes de mañana), hace años que los países más avanzados pusieron los mimbres legislativos, educativos y sociales necesarios para proteger la natalidad. Ya ve don Jorge, para garantizar la pervivencia de la especie.

Ver Post >
Sobre el autor María José González
María José González Galindo. Bilbao. Licenciada en Ciencias de la Información por la Universidad del País Vasco (UPV). Periodista de Diario LA RIOJA desde 1992. Redactora de Local en las áreas de Economía, Infraestructuras y Laboral.