La Rioja

img
Etiquetas de los Posts ‘

economía

El fin de la inocencia
María Antonia San Felipe 13-10-2011 | 11:08 | 4

Como tenía tiempo libre, Pedro se fue a la biblioteca a leer la prensa y el balance fue desolador. Ninguna noticia era buena: el paro crece en 95.817 personas, el 2,32 por ciento, la mayor subida registrada en un mes de septiembre desde 1996; Moody’s rebaja la calificación de la deuda soberana de Italia en tres escalones; huelgas en la enseñanza en casi toda España; en Cataluña cierran quirófanos; el Fondo Monetario Internacional no excluye una nueva recesión mundial en el 2012.

-¡Joder! -pensó- Es mejor no enterarse de nada, cada mañana te pegan un susto nada más levantarte y te dejan el cuerpo pa pocos sanjuanes. Hemos llegado a un punto que uno se acongoja sin ver el final del túnel. A este paso, de ésta no salimos. No obstante siguió leyendo: «El escándalo de las millonarias cifras que recibieron los ejecutivos de la Caja Mediterráneo (CAM), también intervenida, se repite en Novacaixagalicia que destina 23,6 millones a pagar la salida de tres ejecutivos».
-¡Qué razón lleva Paco! -se dijo a sí mismo- Mira que me repite veces que en este país, si echas una mirada detenidamente, lo primero que te encuentras es a un incompetente o a un sinvergüenza.
-Qué, ¿has leído lo de Caixanova?- le espetó Paco al llegar- Ya te lo dije cuando lo de la CAM, que esto no sólo tenía que estar prohibido, sino que debiera ser un delito tipificado en el Código Penal. Claro que, mientras todo iba bien, esto también ocurría, sólo que nosotros ni nos enterábamos; ellos trajinaban nuestro dinero para sus influencias, sus compadreos y sus sueldazos. ¿Y ahora qué? Pues que, como no tienen un puto duro se lo tiene que dar el Estado, o sea nosotros y millones de tontos como nosotros. Y encima, como no tienen dinero para prestar, que ya te digo yo que nos están ahogando, sobre todos a los autónomos y a los pequeños empresarios, pues ahora nos van a cobrar comisiones hasta por entrar por la puerta del banco y darnos los buenos días.
-Si ya lo dices tú -contestó Pedro- que somos demasiado confiados y así la democracia se adormece. La calidad de la democracia depende de nuestra capacidad de exigencia ¿Dónde están los controles? ¿Por qué el Banco de España no dijo nada? ¿Y los consejeros de esas cajas? Ya ves, ahora dicen que ellos no sabían nada. Pues si son del consejo de administración y no se enteran de nada, ¿qué hacían allí además de cobrar las correspondientes dietas?
-Pues eso, Pedro, que llevamos demasiado tiempo los ciudadanos mirando para otro lado y aceptando lo que nos echen, porque sólo nos cuentan la verdad cuando les interesa y mientras nos engañan como a chinos con fuegos artificiales y verbenas. Bueno, ahora con la crisis, ni con eso. Por fin, sabemos que se ha derrochado a espuertas, pero aquí nadie se responsabiliza del desaguisado. Aquí la culpa siempre la tiene el de enfrente, los políticos despejan la pelota mejor que Messi y nos marcan el gol en propia puerta.
-Ahí le has dado. Dice la Merkel que la solución es recapitalizar los bancos. Yo ya no entiendo nada. Los bancos van a ser ahora los mayores deudores de los Estados, los Estados de los mercados, los mercados le echan órdagos a los Estados, éstos a nosotros… y pagar, lo que se dice pagar, los únicos que pagamos somos los de siempre.
-Pues eso Pedro, que cuanto más conoces cómo funciona el mundo, cuando pierdes la inocencia de la juventud, más bilis y más mala sangre haces. Anda, pásame el ‘Interviú’ que me han dicho que sale la duquesa de Alba en pelotas.
-Toma, que a lo mejor esto y la boda son las mejores noticias de la semana.
-La más comentada, seguro. Así nos va -remató Paco.

Ver Post >