La Rioja

img
Fecha: diciembre, 2011
La responsabilidad sobrevenida
-Jesús María García García 29-12-2011 | 12:56 | 7

En una reciente entrevista en este Diario, el presidente del gobierno regional, D. Pedro Sanz Alonso, pedía «voluntad de entendimiento para estos momentos difíciles que nos toca vivir». Una petición que a cualquiera que no lo conozca le parecería normal, pero que llega con ocho años de retraso.
Desde que el señor Rajoy ganó las elecciones generales, este país nuestro ha sido abducido por el espíritu de la navidad. Todos parecen haber recibido -en mitad de la nuca- un martillazo de responsabilidad; despertados de una pesadilla, en la que la derecha (al unísono) atacaba al Gobierno de España y le responsabilizaba de todo. Desde la crisis mundial hasta el asesinato de John Fitzgerald Kennedy. Zapatero y sus ministros eran responsables a la totalidad; el resto del mundo no estaba en crisis, el gobierno socialista recortaba derechos, las políticas de interior eran nefastas, Elena Salgado una inútil. España se sometía a los dictados de Alemania y de Francia, nos gobernaba Europa. suma y sigue sin parar hasta el infinito y más allá.
De pronto, cuando han sido capaces de conseguir el poder, resulta que los nuevos ministros alaban la labor de los anteriores, justifican sus medidas y reconocen el buen trabajo realizado.
Cuando ya teníamos grabado a sangre y fuego los 5 millones de parados, ahora nos dicen que son «cuatro y pico», según datos del Ministerio de Trabajo, porque la Encuesta de Población Activa no es un referente tan válido como los datos del INEM. Que no es lo mismo el que no trabaja porque no quiere, que el que está en disposición de hacerlo pero no encuentra trabajo, lo cual es totalmente cierto aunque antes les gustaba más redondear al alza. En tan solo un día hemos pasado de 5 a 4,4 millones de parados.
Ha sido necesario que el PP obtenga la mayoría absoluta para que muchos empiecen a reconocer que el problema de nuestra economía no es solamente nuestro, que es un problema global del sistema internacional, que hace aguas en lo económico y en lo social. El giro experimentado en el discurso de la derecha es copernicano.
En la era Rajoy, las órdenes de Merkel y Sarkozy ya no son presiones ni injerencias. Cuando a Mariano le telefonea Obama ya no es para marcarle el camino sino para pedir consejo.
En los medios de comunicación todo es un remanso de calma, justificación didáctica y adoctrinamiento, preparando para lo que viene. Los sacrificios que se anuncian -y llegaran- no son ya caprichos de gobernantes descabezados… son necesidades del país. Los mismos políticos que han trabajado única y exclusivamente, desde la oposición, para destruir el Gobierno de España y su prestigio como Estado, ahora piden una oposición colaboradora y responsable; llaman a la concordia, al sacrificio solidario. A aunar esfuerzos y objetivos.
Pero también la sociedad en su conjunto padece un ataque de responsabilidad sobrevenida. Ha quedado tatuado en el acervo cultural que la izquierda da derechos y la derecha los elimina. Una resignación que impregna incluso a los sindicatos y las clases trabajadoras.
Tras criticar y montar en cólera ante los cicateros recortes del gobierno socialista, ahora se enfrentan a los verdaderos hachazos con una actitud mezcla de resignación y sumisión.
Menuda se montó cuando Zapatero se vio forzado a subir el impuesto del IVA dos puntos. ¿Lo recuerdan? Estos días ya se habla de que el nuevo gobierno estaría estudiando la posibilidad de pasarlo del 18 al 21% y todos parece ser que lo asumiremos sin aspavientos. Los ajustes de estos años pasados han sido una pecata minuta, una broma infantil en comparación con las traumáticas medidas y recortes que pretende perpetrar Mariano Rajoy.
No es indispensable recortar en prestaciones sociales, ni en educación pública ni en sanidad. Esa es la gran mentira que la derecha capitalista ha logrado inocular en la sociedad. El gobierno saliente ha dejado bien claro -y demostrado- que se pueden atravesar 4 años de crisis feroz sin debilitar las prestaciones sociales. Ellos lo han hecho y nos han trasladado enteros hasta este punto, mientras otros muchos países de la UE han caído.
La solución al jeroglífico de la crisis no pasa por intentar recuperar los derroches del pasado, sino por aceptar lo antes posible que nuestro sistema de consumo es insostenible y ha fracasado. Es el momento de explorar nuevas vías de mantenimiento sostenible del bienestar y de renunciar a un progreso sin límites, que unido al consumismo sin sentido, acabarán por conseguir que nuestros hijos e hijas vivan mil veces peor que nosotros. Y  todo esto no ha cambiado de la noche a la mañana.

(Artículo de DIARIO LA RIOJA “ Tribuna de La Rioja”  29-12-2011)

Ver Post >
Las cicatrices del Borbón.
-Jesús María García García 27-12-2011 | 12:21 | 3

Soy un apasionado de la monarquía, pero solamente en su versión numismática. Cosa diferente es la institución como tal.
Una monarquía es el resultado de la tradición heredada a través de los años y los siglos, a la que nadie ha elegido y que se ha hecho con el poder (cuando lo ostentaba) a sangre y fuego, robando y saqueando.
La nuestra, fue reinstaurada por el dictador Francisco Franco, que decidió que fuera Juan Carlos I el rey de los españoles…Y hasta hoy dura.
En ocasiones esa institución tan valorada por unos y tan denostada por otros, da un ejemplo a la sociedad. El caso Urdangarín ha sido en esta ocasión el elegido.
Que se sepa, el Sr. Urdangarín no ha sido ni tan siquiera imputado por la comisión de ningún delito. Mucho menos juzgado ni condenado. Pese a ello, desde la Casa Real, no han necesitado la imputación ni la condena del Duque de Palma, para ponerlo de patitas en la calle, en ejemplar observancia de la ética.
Cuando se tienen indicios razonables de la comisión de un delito relacionado con el desempeño de sus funciones, no han esperado a imputaciones ni condenas. Presunción de inocencia sí –por supuesto- pero una separación cautelar de sus funciones representativas es más que apropiada en estas circunstancias y desde la Casa Real se ha aplicado con ejemplaridad. Cosa diferente y muy reprochable es el linchamiento mediático que desde determinados medios de comunicación se está haciendo del Sr. Urdangarín, que hasta que no se demuestre lo contrario es inocente. Somos un país que no sabe distinguir entre lo natural de comunicar los hechos para su conocimiento y despellejamiento de vecino.

El ejemplo de la casa del Rey, tendría que ser seguido por aquellos partidos políticos, que no dudan en mantener en sus puestos a personas implicadas en casos de corrupción relacionados con su función pública como representantes de los ciudadanos. El caso más paradigmático sería el protagonizado por el propio Mariano Rajoy y todo el Partido Popular al unísono con el amiguito Francisco Camps. El mismo ex-presidente que le decía a su sastre “si me sacas de está, nunca te faltará de nada” ese mismo era respaldado por mariano Rajoy en mitad de toda la trama corrupta del “Gürtel” con la célebre frasecita “ “Yo Paco siempre estaré contigo, detrás, delante o al lado”…

Ver Post >
El Potaje.
-Jesús María García García 24-12-2011 | 3:14 | 0

La muerte de José Luis Solano “el Potaje” me sorprende fuera de Calahorra,  por cuestiones de salud familiar.
He sentido profundamente su muerte y no poder asistir a su funeral.
El Potaje era una persona de las que ya difícilmente se encuentran. Reivindicativo, solidario y siempre dispuesto a luchar por la colectividad y por los derechos sociales.
Fundador del sindicato UAGR, también fue concejal de Calahorra en la primera legislatura de la democracia, a las órdenes de un alcalde del “campo” – Ernesto Sáenz Enciso- que es también una persona extraordinaria.
Me tocó tratar muchas veces con él en mi trabajo, pero hoy quiero recordar una experiencia vivida, que da la pauta exacta de la calidad humana de José Luis y de su compromiso social y cultural con Calahorra…De su extraordinaria beligerancia ante las injusticias.

Eran las siete de la mañana del 21 de septiembre de 1999, y un puñado de calagurritanos y calagurritanas, nos íbamos concentrando junto al arranque del Puente de Hierro de la Catedral de Calahorra, en la orilla del Cidacos. A las ocho estaba previsto que una máquina percutora comenzara a demoler el pavimento del puente siguiendo las órdenes de la consejería de Obras Públicas del Gobierno de La Rioja.
En un corrito pequeño charlábamos el propio Potaje, Ernesto Sáenz Enciso, José Antonio Barco, Luis Cristóbal, José Luis Cinca, Gloria Pérez Las Heras, Gerardo Gil y un servidor.
El Potaje afirmó que: ¡aquello no lo íbamos a permitir!, que esa máquina no iba a picar ni un metro de pavimento.
Pasaron los minutos, llegó la Guardia Civil (solo cuatro agentes)y, poco antes de las ocho apareció el conductor de la máquina, se subió y arrancó el motor para ir calentándolo.
Las personas que nos encontrábamos allí a esa hora de la mañana, (unas 40), nos acercamos hasta las vallas que nos separaban de la máquina, chillando al maquinista, increpando a los civiles y elevando el grito al cielo por el atropello a la cultura a la historia de nuestra ciudad y al sentido común, que se estaba a punto de cometer. De pronto, la máquina se movió, levantó el martillo hidráulico y se dispuso a clavarlo en el suelo del puente. En ese mismo momento, José Luis Solano saltó el cordón policial y se tumbó bajo el brazo hidráulico interponiendo su propio cuerpo entre el asfalto y la punta de acero. La Guardia Civil se abalanzó sobre El Potaje para sacarlo arrastras de allí, y fue su compañero de la UAGR, Joaquín Madorrán quién se echó a su lado y lo agarró con fuerza para que la Guardia Civil no pudiera separarle las manos del martillo percutor. Inmediatamente el resto de los presentes se abalanzaron sobre la Benemérita, apartando a los agentes de José Luís y de su compañero. Todos nos sentamos a su lado y la destrucción del puente fue paralizada por el momento. La Guardia Civil los identificó a ambos entre empujones y abucheos.
Llamaron a los antidisturbios de Logroño, y un grupo de ciudadanos/as subimos a hablar con el Alcalde Javier Pagola a su despacho, nos mintió (como siempre hace), que es su especialidad. Dijo que el puente no lo destruirían, soloamente se iba a restaurar. Y nos marchamos para casa.

El Potaje tuvo aquel día dos y bien puestos…Aquel día y toda su vida.

 
Descanse en paz, y mis condolencias a su familia.

Ver Post >
Mucho por hacer….Sí, por supuesto.
-Jesús María García García 23-12-2011 | 10:40 | 3


Es curioso observar como cambian los discursos y las percepciones. Desde ayer ya no tenemos 5 millones de parados, tenemos “cuatro y pico”. Esta rebaja no es debida a que el desempleo haya disminuido, todo lo contrario, cada día aumenta. Es solamente que todos los que venían afirmando que eran cinco millones los parados, ahora dicen la verdad. Y la verdad según el Ministerio de trabajo es que el paro afecta a día de hoy a 4.420.462 personas. Y claro, más de uno -en su autoengaño- pensará que ya se ven los frutos de Rajoy; aún sin empezar ya han quitado de golpe más de medio millón de parados.

 
Queda aparcada la mezquindad y la mentira ahora que ya han tocado pelo y, hasta el ministro de “Lehman Brothers” (Luís de Guindos) reconoce que Elena Salgado ha tenido que “bailar con el más feo”…¿Lo dirá por Cristobal Montoro, o por la crisis económica que asfixia a Europa?

También cambian los discursos al otro lado. Carmen Chacón (una absoluta desconocida fuera de Cataluña hasta que la llamó Zapatero) ha descubierto que queda “mucho PSOE por hacer”…Y se ha dado cuenta tan solo 132 años después que Pablo Iglesias.La Señora Chacón me parece una buena política, aunque el arte dramático no sea su fuerte.

 

Al margen de eso, también queda mucho por reconocer a la labor de José Luis Rodríguez Zapatero, que ha sido capaz de navegar durante 4 años de feroz crisis sin recortes de importancia al “Estado del bienestar” y evitado que España se hunda, como otras naciones de nuestro entorno se han hundido. Que ha legislado para dotar de más derechos a los ciudadanos, para eliminar las desigualdades sociales y luchar contra la discriminación de la mujer.

Hoy empieza la “era mariana”…Si Dios quiere, y si no quiere también. Y ya saben, si no tienen empleo pídanle uno a Dios.

Y a Carlos Fabra otra vez le ha tocado el gordo de Navidad. Un tipo con suerte.

Ver Post >
Por no romper huevos.
-Jesús María García García 20-12-2011 | 10:48 | 3

La Señora Defensora del Pueblo Riojano, fue proclamada como tal – por unanimidad- con los votos favorables de todos los partidos políticos, pese a que era propuesta para el cargo por el Partido Popular, es decir…Por Pedro Sanz. Craso error de la oposición, en mi modesta opinión.
Esto sucedió en 2006, con una situación boyante en lo económico, que nada tiene que ver con la actual, aunque la Sra. Díez Jalón opine que es similar.

Es extraño que alguien que ostenta el poder político en “modo implacable”, tenga inquietudes democráticas tan sinceras como para designar a un árbitro ( un defensor del pueblo ) para mediar entre los agraviados ciudadanos y la administración, que él mismo gobierna. Una institución así solo puede ponerla en marcha alguien con un profundo respeto hacia los derechos de los demás, aunque sean minoría.

La institución del Defensor del Pueblo, – ya sea riojano o santodomingueño- tendría que ser una mediadora imparcial entre el ciudadano pisoteado y la administración que lo pisotea. Sus dictámenes tendrían que ser vinculantes de cara a la administración.

Si se quiere -verdaderamente- sacar adelante los derechos del ciudadano no sirven las medias tintas, los paños calientes ni los excesos de aceite para no molestar a quién gobierna. Es imposible hacer tortillas sin romper algunos huevos y, en ocasiones, hay que rompérselos a quien te paga el salario. Difícil cometido para el que no todo el mundo vale.

                         A lo largo de su corta existencia, me ha tocado en suerte estudiar a fondo dos dictámenes de la defensoría del pueblo riojano, – ambos en materia de medio ambiente- y tras leer todas sus hojas, en ambos casos salí con la misma conclusión; informes no vinculantes, con un puñadito de banalidades, varias perogrulladas y una ambigua interpretación de leyes y normas, que lejos de clarificar y definir el camino correcto, dejaba muchas más dudas al demandante que las que tenía antes de presentar la queja.

En mi opinión, la falta de concreción -y de valentía- en sus pronunciamientos han dejado a esa institución en una precaria valoración por parte los ciudadanos y asociaciones que han acudido a ella  buscando amparo. La falta de una todavía mayor sumisión al poder político, la deja hoy en el limbo de las especies condenadas a la extinción, -o en el mejor de los casos- a vivir en una jaula.

Es imposible contentar a todos y no molestar a nadie.

Ver Post >