La Rioja

img
Con ‘K’ de Karina y Kucoo
img
Estíbaliz Espinosa | 09-09-2015 | 08:06

 

 

Hola de nuevo!!! Me han dicho que este nuevo curso va a ser un hueso duro de roer, así que me he pasado por el veterinario para empezar con buen pie.

Nooo!!! Lo del hueso es broma, pero no lo de la clínica veterinaria, donde me cité con Karina Rincón Fernández para conocer su proyecto: KUCOO

 

 

Como podéis imaginar, la cosa va de moda y de animales

Karina es venezolana de nacimiento y riojana de adopción. Hace trece años que llegó a Logroño y hará unos tres que puso en marcha su proyecto, casi desde el momento en que empezó a compartir su vida con Lola, su perra. Todo comenzó con la búsqueda de un collar diferente, divertido, resistente y con enganches metálicos para su mascota. Una empresa complicada que le llevo a confeccionar ella misma collares como estos que lucimos nosotras, Lola y Bruni

 

 

 

 

El éxito de sus collares caninos entre conocidos y amigos le animó a ampliar la gama de productos, siempre enmarcados en el mundo animal.  Después llegaron los bolsos, los delantales, algún peto para Lola… y “decidí que mi proyecto iba a ser de complementos para perros y para gente como yo, a la que le gusta todo lo relacionado con los perros”, me comenta mientras lucimos sus prácticos bolsos de pana y tela vaquera.

 

 

Las bolsas de tela para la compra me encantan, tanto por los divertidos dibujos y mensajes que las decoran como por sus costuras perfectamente marcadas para doblar y dejar reducida cada bolsa a un pequeño paquete.

 

Cada creación de KUCOO es artesanal y única, y en ello Karina pone mucho mimo y parte de esa conciencia sostenible y social de la que hace gala en su día a día. “Me gusta que las cosas duren, que sean muy aprovechables, lavables… para combatir esa tendencia del casi usar y tirar”, y me habla de los millones de kilos de basura que podría ahorrarse nuestro planeta.

Ademas sus productos son muy asequibles (oscilan entre los 11 euros de los bolsos de la compra y los 23 euros de los bolsos de vestir) y aprovecha el comercio local para adquirir las telas y materiales que utiliza. Como los de estos delantales y carteras para la documentación de los animales.

 

 

 

Sus últimas creaciones son estos simpáticos carteles y ya está pensando en crear colgantes con motivos caninos, fulares, mochilas… y alguna otra cosa que se le ocurra.

Todo ello se puede encontrar en su web, su Facebook y también a través del portal de venta en Internet DaWanda

 

Por cierto, Karina no es veterinaria, aunque para nuestro encuentro su amiga Julia Ripá nos abrió las puertas de la clínica veterinaria que regenta en Logroño, El León Dormido. Y a mí, que no tengo animales, me faltó tiempo para husmear cada rincón. 

Karina es diseñadora gráfica, y se nota. No hay más que ver la imagen de Kucoo, “mi mejor proyecto de diseño”, dice. Su habilidad para coser le viene de su madre, con quien ya de niña compartía costuras y patrones. Aunque su afición aumentó tras realizar un curso con María Jesús Díaz en MJ Patchwork, una artesanía que le encanta. 

Pero por encima de todo, su gran pasión es Lola.

 

 

P.D.: Quiero agradecer a Lola su impagable colaboración con este post. Se portó fenomenal, ladró lo justo y nos regaló imágenes como éstas.