Archivado en junio, 2006

Cuatro poetas riojanos en el VIII Encuentro de VOCES DEL EXTREMO, y uno más en Valencia

Algo está cambiando en la poesía riojana. Superados los años en los que el ambiente literario parecía el cortijo de un cacique nos encontramos ante que nuestros autores generan un interés más allá del bandismo pancista o del mero sobrevivir al naufragio y el desencanto efectista reinante. Carmen Beltrán, Begoña Abad, Lucas Rodríguez Luis y,

La nostalgia será llevadera

Porque añoro muchas cosas maravillosas que me ocurrieron hace ya demasiado tiempo. Y porque ese recuerdo me da fuerza y reconforta lo suficiente como para afrontar nuevas tareas y aliñarlas, en ocasiones, con paciencia, alegría y atención. Hay algo detrás de los silencios que exige un apoyo incondicional, estoy en ello, ¿es tan extraña esta

Ciencia y previsión del naufragio

Es angustioso no comprender a las gentes. Los intentos fútiles por hacerlo son un eterno estamparse contra un muro, partirse la boca por ponerse en el pellejo del otro y seguir sin entender nada. Son matemáticas, sumar a los problemas las emociones propias, lo cotidiano como si de una pieza teatral se tratase, una opereta

Papel couché confession

Soy todavía la necesidad de asombrarse, algo no controlado, filosofía de vida. Como una tarjeta de plástico me pregunto el crédito de mi futuro. Es como en el poema “La piel como el mapa / en blanco de la desesperanza / en la mano sin nadie / el verso sin mañana: / escribir para siempre

Sin título

“Dios cuenta las lágrimas de las muchachas”, te juro que cuando la realidad nos aturde deseo que dios exista y justifique todo el daño que nos hacemos. Mientras él no aparezca las cuento yo, pasándolas entre los dedos, deteniéndome en su humedad como si rezase un rosario y todo tuviese un sentido que no sé

Poema sin poema

Los lunes los políticos tienen cara de humano, cuanto más pronto los visitas antes te das cuenta. Los hombres refraneros se atascan a veces. Los tipos que te odian te siguen odiando igual, aunque los que te quieren lo hacen un poco menos los lunes por la mañana. Bandadas de pájaros van a su trabajo

Algo no controlado

En la pared, cerca de la bandeja de plata, hay un botón al que llamamos “código cero”, no os agobiéis si no sabéis para que sirve, es mejor así, ojalá que nunca tengáis que saberlo. Como éste, son muchos los datos absurdos que apilo en los mohosos almacenes de mi cabeza. Recuerdo que, en mis

Amantes entusiastas, novios de los ajeno

Como a las barcazas viejas nos faltaba viento en las velas, aquellos lienzos inútiles presidían gastados la realidad de no tener rumbo alguno, intuíamos que el objetivo estaba en el horizonte de aquella dirección. Cabestrantes sujetos, oh mi capitán, se levantaban las vergas y partían el azul inmenso, a veces se hinchaban si soplaba fuerte

Pensamiento oval

Hace años, con David en el Dominó, recordamos a Boabdil: todos querríamos llorar pero no tenemos nada que defender. Sólo deben llorar los elegidos. Él dice una frase: “ya no son ellas las que lloran, somos nosotros”, ojalá fuese así. ¿La lágrima es signo de derrota y perdida? Es verdad que estamos derrotados y perdidos

El dolor es algo mucho más serio

Una víctima habla de su padre asesinado por ETA, y de que él mismo ha sido golpeado en un cuartel por la Guardia Civil, se le acerca una señora con un abanico cerrado y golpeándole la cabeza al grito de “tu padre se avergonzaría de ti” ejerce lo que ella llama “democracia”. Ningún moderador del

La Rioja

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:
Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización, total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.