La Rioja
img
Fecha: diciembre, 2014
¿Artadi se va de Rioja?
Alberto Gil 30-12-2014 | 11:32 | 0

 

Artadi

Juan Carlos López de Lacalle en la Viña El Pisón

Desconozco si hay motivos políticos o no en la decisión de Artadi, con dos o tres bodegas, de intentar promover una micro denominación de origen exclusivamente alavesa y salirse de la DOC Rioja, aunque una cosa si tengo clara: si el Gobierno vasco está detrás, habrá dinero y recursos para ello. La noticia la publicamos este domingo en Diario LA RIOJA y, desde luego, ha caído como un auténtico bombazo en el sector.

Al margen de las cuestiones políticas, el mensaje de Juan Carlos López de Lacalle está claro y lleva precisamente el nombre de este blog: ‘Rioja, la tierra de los mil vinos’. Es decir, existe una gran diversidad en Rioja que, sin embargo, legislativamente no se reconoce. La frase, como reconocí en su momento en uno de los mejores suplementos especiales que hemos publicado en Diario LA RIOJA para mostrar la extraordinaria diversidad de suelos y climas y de modeles de negocio de Rioja, no es mía, sino del bodeguero Miguel Ángel de Gregorio (Finca Allende).

Si algo diferencia a Rioja de otras zonas vitícolas españolas es dicha diversidad y creo que, y ojalá esto acabe sin ruptura, hace falta dar pasos en este sentido por parte del Consejo Regulador. Artadi, como todas las bodegas que son la punta de lanza, debe mucho a Rioja y tampoco creo que las 600.000 botellas que embotella Juan Carlos López de Lacalle tienen el nombre y los apellidos del comprador como decía en la entrevista del periódico. Es decir, en Rioja se producen 400 millones de kilos de uva y hay que venderlos todos, algo que, evidentemente, no se puede hacer a 20 euros la botella.

Oferta de Paternina de estas Navidades

Rioja ha sido capaz históricamente de equilibrar, más o menos a destiempo o con más o menos ‘víctimas’, situaciones injustas y estoy pensando, por ejemplo, en la lucha de Chucho Puelles y otros pequeños cosecheros que consiguieron cambiar a principios de los años 90 la normativa que impedía ser criador a quien tenía menos de 500 barricas y reducirlas a 50. Artadi y Rioja Alavesa no son únicos. Hay grandes elaboradores de Rioja en Laguardia, en Samaniego, en San Vicente, en Fuenmayor, en Briones, en Haro, en Baños de Río Tobía, en Aldeanueva, en Alfaro…, que trabajan su terruño, sus viñedos, su propia diversidad y que enriquecen Rioja. Hay también casas que, con diferentes modelos de negocio al pequeño elaborador como Marqués de Cáceres por ejemplo, o bodegas históricas, que han llevado el nombre de Rioja por todo el mundo con extraordinaria dignidad.

El problema es que la crisis ha sido buen caldo de cultivo para nuevos operadores de volumen  que están en todas las subzonas de Rioja, incluida la alavesa -R&M o Araco, con Ángel Aznar de gerente, por ejemplo- y que, desde luego, poco prestigio aportan.

Paternina ofrece estas Navidades en las grandes cadenas riojanas vinos de reserva de la añada 2009 a 2,49 euros la botella. Considerando que el granel de reserva se vende internamente a ese precio, sin IVA, y que habría que sumar el coste de la botella, corcho, etiqueta… estamos hablando de una venta a pérdida.

Contra esto es contra lo que debe reaccionar el Consejo Regulador y, al mismo tiempo, debe comenzar a proteger también esa diversidad natural que evidentemente existe y también de negocios con posibilidades de diferenciación.

La diferenciación de los vinos por las menciones tradicionales se ha quedado vieja y escasa –hasta el punto de que lo que más vale es el ‘papel’ que certifica el tiempo de estancia en barrica de un vino-, por lo que, bien por zonas bien por calidades –objetivas por supuesto- el sector debería empezar a plantearse que hay que hacer cambios legislativos porque, efectivamente, no todos los Riojas crianza o reserva son iguales.

En Cava, Raventós abrió la caja de los truenos y ahora 14 bodegas han decidido seguir sus pasos y diferenciarse desde fuera de la DO. Es algo que no puede permitirse Rioja.


Ver Post >
Ribera se acerca también a Rioja
Alberto Gil 19-12-2014 | 11:46 | 0

El empresario Carlos Moro, en sus nuevo viñedos de San Vicente

Son varias las bodegas riojanas que han invertido en Ribera del Duero. Ahora parece que hay cierto efecto de ‘vuelta’.  Si primero fue Vega Sicilia, con la compra durante casi una década de viñedos en el entorno de San Vicente, Labastida y Laguardia, para edificar una bodega nueva en Samaniego, ahora es Matarromera quien apuesta por la Denominación de Origen Rioja. En este caso, Matarromera, el grupo del empresario Carlos Moro ha ‘aprovechado’ la situación de ‘rebajas’ con la adquisición de Bodegas Antiguas Usanza, en situación de concurso de acreedores.

La operación consiste en la compra de los activos de Antigua Usanza, la instalación bodeguera y cuatro hectáreas de viñedo, con una inversión, según la información facilitada por el grupo ribereño, de unos cuatro millones de euros: «Por historia, por tradición, por calidad y por cuota de mercado, esta denominación de origen representa una tarjeta de presentación de los vinos españoles de calidad en todo el mundo», explica la compañía.

Matarromera, con una facturación de 18, 6 millones de euros en el 2013, cuenta con siete bodegas en Castilla y León (Ribera del Duero, Toro, Cigales, Rueda y Vino de la Tierra) y espera alcanzar, con la bodega riojana ya en marcha, unas ventas de 22 millones de euros en el 2016. Antigua Usanza dispone de unos espectaculares calados de roca viva de 1.200 metros con capacidad para criar más de 2.000 barricas. El grupo castellano invertirá en nueva maquinaria y pondrá en marcha un proyecto enoturístico –un campo muy desarrollado en Ribera del Duero–, con la plantación de un jardín de variedades tintas de Rioja, una tienda con wine bar, sala de catas e incluso un elevador panorámico para contemplar el proceso productivo.

En cuanto al viñedo, cuenta con cuatro hectáreas en propiedad y otras veinte agregadas de proveedores. La idea es producir inicialmente 200.000 botellas de tinto –el nombre de la bodega y de las marcas está aún por definir ya que en la operación no se incluyen las de Antigua Usanza– y llegar en un futuro a las 500.000.

Ver Post >
Viña Ilusión: una bonita historia
Alberto Gil 12-12-2014 | 5:45 | 0

Martín Alonso con Gloria Plaza, en sus viñedos. La foto es de Justo Rodríguez

Un soñador que, casi de rebote, encontró en la viticultura su proyecto vital. Su vino principal, Viña Ilusión, refleja sin ambages cómo un sueño puede hacerse realidad. Martín Alonso Etayo estudió magisterio, pero se ganó inicialmente la vida como castañero (enfrente de Simago) y feriante: «Pudimos ahorrar y, con lo que ganamos, invertimos en una casa en Herce, rodeada de viñedos». «Desde niño estaba interesado en la agricultura ecológica y leía mucho, quería comprar una finca para cultivar la tierra, no necesariamente viñedo, pero la realidad es que la vid es prácticamente la única opción rentable en el campo».

Martín Alonso elabora anualmente unas 70.000 botellas, de las que exporta el 90%: «En España, hoy por hoy, no hay nada que hacer, pero tenemos ya nuestros clientes europeos sobre todo, que saben que consumen un vino sano, sin residuos y, sin querer hacernos ricos, nos permite vivir tranquilamente».

Con poco más de veinte años, este actual viticultor partió con una mochila y un libro de Masanobu Fukuoka a Japón a conocer a este agricultor, biólogo y filósofo, considerado uno de los padres de la agricultura natural y de la permacultura: «Llegué hasta allí y estuvo con él; me firmó el libro y regresé».

El viticultor aplica tres principios básicos en sus viñedos heredados de la filosofía del maestro Fukuoka: «Una agricultura sencilla, barata, es decir, sin grandes medios, y que deje tiempo para hacer otras cosas en la vida». «Me gusta esa filosofía y, mientras es cierto que en otros casos se dice que la viticultora orgánica exige más trabajo, en el nuestro no creo que sea así».

A principios de noviembre, Martín Alonso está labrando las viñas y fertilizando el suelo con un compost personal, a 700 metros de altitud en las faldas del Monte Isasa: «Es de oveja, de pastores de Préjano, que composta durante un año con residuos naturales de setas». «Luego echamos una mezcla de cereales y leguminosa sobre el suelo que, en mayo recogemos y trituramos de forma que las viñas quedan cubiertas de paja protegidas de la sequía».

El entorno está rodeados de chopos, robles, acacias, membrillo cerezos y olivos, en torno a una vivienda bioclimática en la que vivía Martín y su familia hasta que las obligaciones escolares de sus hijos les han llevado a la ciudad. «Volveré, seguro, lo hago todos los días para trabajar la viña, pero lo haré también para vivir», asegura. «La agricultura, en este caso la viticultura, es mi vida; en lugar de comprarme una caravana –continúa– e irme a La India, encontré aquí, en Herce, mi sitio, mi lugar para vivir».

El vino

Viña Ilusión. Vino joven elaborador con viticultura ecológica.  Mayoritariamente tempranillo, con algo de graciano, garnacha y cabernet sauvignon.
Precio. 5 euros.

Ver Post >
Campo Viejo: más riojano
Alberto Gil 01-12-2014 | 1:11 | 0

Christian Barré fue investido el fin de semana cofrade del vino

Me llamó la atención con que Christian Barré, director general de Pernod Ricard Winemakers España, defendía la pertenencia a Rioja de la marca Campo Viejo. En un momento en que la legislación, y su interpretación, tiene vía libre par que una misma marca pueda operar en distintas denominaciones de origen, incluso niveles de calidad -ya vemos por ahí marcas que ‘chirrían’ (y no me refieron a Pata Negra, que sí indica claramente los orígenes)- el grupo bodeguero que más factura con vinos de España considera que Campo Viejo perdería valor como marca si se extendiera a otras DDOO o incluso si se convirtiera en un gigante mundial como Jacobs Creek (también propiedad de Pernod). Os dejo esta interesante entrevista.

«Si utilizáramos la marca en otras denominaciones de origen (DDOO) debilitaríamos la fuerza de Campo Viejo». Con estas palabras, Christian Barré, director general de Pernod Ricard España –líder en valor en venta de vinos españoles y una de las grandes compañías mundiales de vinos y espirituosos–, se desmarca de la actual corriente de algunos ‘grandes’ de extender marcas de éxito a diferentes DDOO, incluso a vinos de escalones inferiores, y refuerza el compromiso con Rioja y sus tres bodegas : Campo Viejo, AGE e Ysios. Barré asumió en el 2009 la dirección de la división española de vinos de Pernod Ricard, con dudas incluso sobre la rentabilidad del negocio. En estos pocos años, no sólo ha logrado quitar el cartel de ‘se vende’ a las tres bodegas riojanas, sino que ha centralizado la rentabilidad del grupo español (con presencia además en Rueda, Ribera del Duero y Navarra) en Campo Viejo: hoy en día, el Rioja más vendido en el mundo.
– ¿Superado el fantasma de la ‘venta’, está interesado Pernod Ricard en la compra de nuevas bodegas?
– Efectivamente, este ‘fantasma’ es parte del pasado. Hace unos años reestructuramos el grupo español, con la venta de algunas bodegas en el sur, aunque con la decisión de reforzar Campo Viejo especialmente. A día de hoy, no tenemos proyectos de compras en España pero hace unos meses sí que adquirimos una bodega en Sonoma (California). Pernod [con bodegas en España, Australia, Nueva Zelanda y Argentina] quiere tener presencia en los países importantes para el vino y EEUU es el primer consumidor mundial.

– La gran apuesta española sigue siendo Campo Viejo y, si no me equivoco, ahora también Azpilicueta…
– Así es. Campo Viejo presenta en los últimos años crecimientos de dos dígitos. Es nuestra gran marca internacional, con una cuota de exportación del 80% y el tinto más vendido del mundo en Inglaterra. Con Azpilicueta, apostamos por la hostelería española, con un vino en exclusiva, Azpilicueta Origen, pero sin olvidar la alimentación. Estamos también con crecimientos de dos dígitos.

– Pernod ha optado estos años por firmar contratos plurianuales de uva a precios por encima de mercado. Se les ve cómodos en Rioja…
– Sí. No creemos en la venta de volúmenes, sino en construir marcas que creen valor. Para una marca no hay mayor problema que los altibajos de precios. Hace años apostamos por los contratos de uva a medio plazo, de tres y cuatro años, con una parte fija y otra variable. Nos da seguridad y también a nuestros proveedores. Por ejemplo, en Australia hace diez años se dispararon los precios por escasez de uva. Aumentaron las plantaciones y luego se hundieron. Aquella crisis provocó desinterés por los vinos australianos y fomentó la aparición de marcas blancas que venden barato y erosionan la imagen. Rioja lo ha hecho mejor y es una cuestión que no debería descuidarse.
– ¿Toca suelo el mercado nacional?
–  Estamos empezando a llegar a un mínimo, al menos para los vinos con DDOO. En hostelería, desde hace unos meses, parece que se está estabilizando la situación. El gran reto es la alimentación porque hay una guerra tremenda entre cadenas y precios. Las bodegas tenemos que lograr subir un poco el precio y para ello hay que conseguir aumentar el consumo.

– Aunque tarde, Rioja ha apostado por fin por los blancos. ¿Qué interés tiene Pernod Ricard en el blanco de Rioja, cuando tiene bodegas de blanco en otras zonas?
– Hemos lanzado Azpilicueta blanco y en Campo Viejo también una nueva gama. Vemos oportunidades, pero la primera labor que tenemos que hacer en Rioja es creernos que no sólo el tinto es bueno. Nosotros tenemos una bodega en Rueda, en el segmento alto, pero esta denominación ha crecido mucho con vinos baratos que con dos copas pueden llegar a cansar. Es ahí donde Rioja puede dar en el clavo, con vinos más gastronómicos y de personalidad.

– La exclusividad de marca, histórica de Rioja, ya no es posible protegerla. ¿Dejará de ser Campo Viejo una marca de Rioja y lo será española, incluso internacional?
– Es cierto que la ley se ha aclarado y deja a las bodegas libertad para gestionar sus marcas. Pero en Campo Viejo no necesitamos de otras DDOO para vender el vino. La fuerza de la marca está en Rioja y, si perdemos esa identidad, la debilitaríamos. Los viñedos, la historia de Campo Viejo, están aquí, y es lo que nos da fuerza para vender.

Ver Post >