La Rioja
img
Etiqueta: invierno
Viva el pueblo
img
Teri Sáenz | 08-08-2017 | 08:54 |0

avemaria

Un día de estos empaquetará las maletas y pondrá rumbo al pueblo. Su propio pueblo, el de sus ancestros, un pueblo ajeno. Lo mismo da. Nada más llegar al destino estirará los brazos y exhalará la bocanada de aire más puro que recuerda. Y de pronto, percibirá que falta algo: el ruido. Además del oxígeno y el silencio, se reconciliará con la amabilidad. Por las callejuelas se cruzará con vecinos que le saludarán sin miedo, como si fuera uno de ellos. Empezará a convivir también con el mugido lejano del ganado, las campanadas puntuales de la iglesia, el camión que trae el pan de mañana, un zumbido de moscas a la hora de la siesta. Musgo, geranios y piedra labrada. Con tanta calma las horas se le estirarán como días y los días como semanas. Y se preguntará qué coño hace instalado en la ciudad. Por qué no rompe con todo y se viene aquí a vivir. Echar un par de vacas y aprender a hacer queso, trabajar ese huerto comido ahora por la maleza. Hace falta bien poco. Pero el verano caducará. Y cuando reingrese en la polución, la rutina y el agua con sabor a hiel, algún día de invierno se escapará un rato a ese idílico paraíso en el que durante unos

Ver Post
Cartas para Sara
img
Teri Sáenz | 15-06-2015 | 11:00 |0

Como las cartas que arman la columna vertebral de la narración, la obra de Ángeles Doñate tiene dos caras. La que encabeza el enunciado se presenta con un tono amable, una prosa nada impostada, el homenaje metaliterario a las que sin duda son algunas de las referencias artísticas (y hasta vitales) de la autora. En su anverso, ‘El invierno que tomamos cartas en el asunto’ abre una trampilla más honda: la que conduce al alambicado universo de las relaciones interpersonales donde los miedos y el silencio encuentran su antídoto en la verbalización de los  sentimientos. cartas

El punto de partida de Doñate para desplegar su tesis se apoya en una sencilla premisa. El puesto de Sara, la cartera de un pequeño pueblo llamado Porvenir que la autora desubica con toda intención temporal y geográficamente, está a punto de extinguirse por falta de trabajo. Para intentar remediarlo, una vecina octogenaria que ha compartido desde una cercana distancia las tribulaciones de Sara inicia una cadena de cartas anónimas que doten de actividad a la oficina de correos y eviten su cierre. Misivas que deben ser el acicate para que el destinatario escogido al azar tome otro sobre y lo llene

Ver Post

Últimos Comentarios

teri 17-05-2016 | 10:06 en:
El papel de la memoria
konrad 16-05-2016 | 09:29 en:
El papel de la memoria
herce.david 18-04-2015 | 05:57 en:
UPyD al aparato
herce.david 18-04-2015 | 05:51 en:
UPyD al aparato
replicante 07-12-2014 | 20:14 en:
Otras clases de religión

Otros Blogs de Autor